Han sido unas últimas semanas, ufff. Intensas pero de la intensidad del alma, del pensamiento y del cuestionamiento. Salí de vacaciones justo el día que salió en las noticias que el calentamiento global ya no nos dará tregua y me sentí mal, culpable y preocupada. En general soy arrebatada para tomar decisiones, para hacer las cosas que quiero y que me gustan. Pero para este tópico en particular, decidí tomarme un tiempo más largo en procesarlo y ver qué decisión tomar al respecto, en eso estoy ahora.

No intencional, hace un tiempo tomamos la decisión de alejarnos de la ciudad, hacia una vida más tranquila, lenta y disfrutable. La pandemia nos hizo ver que pasar tanto tiempo encerrados en departamento no es vida para nadie y que queríamos algo mejor para nosotros y nuestros gatos.

Se que este será un largo proceso de cambio de casa, cambios en el mundo y cambios en nuestras vidas, de probablemente años. Por eso decidí adelantarme a los hechos y prepararme para lo que se viene.

Ya llevo algunos años aprendiendo de plantas de interior, no fue algo que hice intencionalmente pero es algo que se dio y que me sigue encantando. He aprendido de sustratos, abonos, iluminación y enfermedades. Nunca pensé en abrir el espectro hacia otro tipo de plantas hasta ahora, hasta ese día en que colapsé de información respecto al cambio climático y en la responsabilidad que tengo y que tenemos todos.

Me sentí mal, no es primera vez que paso por esto, siempre me siento mal con algunos malos hábitos que todavía no puedo cambiar. Pero pensé en cuando dejé la carne y todo lo que me costó hacerlo, y es un proceso bien parecido, de ensayo y error, así que decidí embarcarme nuevamente en una etapa de cambios y voy a empezar por la huerta.

Si se han dado cuenta, las frutas y verduras están carísimas porque la producción masiva a bajado por la sequía y por otras razones pandémicas. Por eso trato de consumir orgánico, mientras no pueda producir mis propios vegetales.

En ese mood, empecé a leer y ver videos de Youtube, para acercarme al conocimiento del cultivo y huerto en casa, al principio todo es oscuro e imposible, pero de a poco te empiezas a familiarizar con los términos, a entender de sustratos y técnicas. Ahora solo quiero poner en práctica todo lo que he aprendido estas últimas semanas, es más ansiedad que otra cosa.

Para esto, primero voy a empezar por germinar semillas y armar almácigos, seguido de instalar un pequeño bancal en el balcón de mi departamento, de 30x85cm. Netamente para aprender, para equivocarme y volver a intentarlo, para entender los procesos y el comportamiento de cada planta.

Quiero registrar todo el proceso porque me parece mejor aporte que subir un look, con el dolor de mi alma, creo que los tiempos ya no están para mal influenciar, aunque mi cuenta es privada, creo que siempre aunque sean pocas personas, impactamos en ellas de alguna forma. Quiero que mi aporte cambie y me embarco desde ahora en ese desafío.