Processed with VSCO with c4 preset

Encendí las velas y la estufa de nuestra pieza, apagué todas las luces de la casa para disfrutar la luz tenue de un día gris, muy característico de Concepción.

En el ventanal del living, ya se nota como las hojas de los árboles se ponen amarillas. Está terminando abril y recién se empieza a sentir un poco más el frío del sur. Estoy esperando una tormenta eléctrica para darle inicio al invierno, mi temporada favorita del año.

Toda la casa huele a mango y lo único que se mueve son las llamas de las velas, que además se reflejan en el espejo de pared. La gatita duerme en mi regazo, ningún ruido más que el de las teclas.

Puse plantas en el dormitorio, libros, pieles y lámparas de ampolletas a la vista, porque yo si que me preparo para el invierno, para disfrutarlo.

Cambié el cubrecama por el peludo gris de invierno, sumé frazadas y una manta para los pies. Aquí todo es de madera, excepto la cama, que también podría serlo y la he imaginado como una cama japonesa de pino donde se posa el colchón.

Siempre imagino muchas cosas, sobre todo para esta casa que tanto me gusta. Siempre se me ocurre algo, nunca una necesidad, siempre decoración.

Me gusta la calidez del piso y la madera de los muebles, todas las cosas se relacionan bien para componer esta tranquilidad, el no exceso de cosas y el orden relajan, permiten disfrutar, contemplar y agradecer.

Este lugar se transformó en un espacio amplio y actual, a pesar de no serlo. Pisos de los años 70’s requieren arreglos, mejoras y si es posible, cambios drásticos.

Nosotros nos preocupamos de pintar, cambiar las ventanas y el color de los guardapolvos. No sabemos cuánto tiempo pasaremos aquí, si será nuestra casa definitiva o si en algún momento se nos ocurra cambiar. Por ahora, el presente se disfruta más que cualquier cosa, cuando los lugares te abrazan con esta calidez.

Amo mi casa, el espacio que armamos, las cosas que elegimos, despertar juntos en esta cama dónde hoy estoy escribiendo y contemplando mi presente. Amo mi casa, porque es mucho más de lo que creí merecer y porque es un reflejo de nosotros mismos y de lo que hemos construido.

Posted by:C.

31, vegetariana. Escribo columnas con la mayor naturalidad posible. Desde Concepción, Chile. cami@basegestioncreativa.cl

Agregar un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Cambiar )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Cambiar )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Cambiar )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Cambiar )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.